Archivos por Etiqueta: Mariano Rajoy

Rajoy y Ledezma se reunieron en Madrid

El presidente español, Mariano Rajoy, recibió este sábado, 18 de noviembre, en Madrid al ex alcalde metropolitano de Caracas, Antonio Ledezma tras haberse escapado del arresto domiciliario que cumplía en Venezuela.

“Hay que rescatar cuanto antes la democracia en su país. No permitiremos que se nos vaya Venezuela de las manos”, comentó Ledezma a la prensa al llegar a la capital española. Destacó la posición de Rajoy que, estando en el cargo, ha sido el primer presidente que se ha pronunciado a favor de la oposición venezolana.

Ledezma añadió que él no se ha fugado de su país. “Los presos políticos de conciencia se liberan a sí mismos”, expresó.

El líder de Alianza Bravo Pueblo mostró su escepticismo a las negociaciones que tendrán lugar el 1 y 2 de diciembre entre el Gobierno venezolano y la oposición en la República Dominicana. También tuvo palabras hacia José Luis Rodríguez Zapatero, expresidente del Gobierno español, quien considera que si “hubiera lanzado su voz para que los venezolanos hubiésemos podido realizar el referéndum revocatorio, nos hubiésemos ahorrado cien o doscientos muertos”.

El alcalde metropolitano cuestionó por qué solo está mediando Rodríguez Zapatero y no se une el expresidente del Gobierno español Felipe González.

 

Con información de EFE

Prensa de España da Cobertura Presidencial a Preso Político Antonio Ledezma

Todas las portadas y primeras páginas de los principales diarios españoles se ocupan del preso político venezolano Antonio Ledezma, “a través de Ledezma, le estamos rindiendo tributo a todos los Presos Políticos venezolanos, que mantienen con dignidad y decoro, la lucha por  los Derechos Humanos y el regreso de la democracia y la libertad a Venezuela”, afirmó Mariano Rajoy,  primer Ministro de España, quien recibió a Alcalde Metropolitano de Caracas, Antonio Ledezma

PRENSA ESPAÑA.jpg

Rajoy cesa al gobierno catalán y convoca a elecciones para diciembre

EFE – El Consejo de Ministros español aprobó hoy el cese de todo el Gobierno de Cataluña, disolvió el Parlamento de esa región y convocó elecciones autonómicas para el 21 de diciembre, informó el jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy.

El Consejo de Ministros tomó esta decisión en el marco de las medidas adoptadas por el Gobierno español para restablecer la legalidad constitucional, que hoy fueron autorizadas por el Senado, después de que el Parlamento catalán aprobara hoy la declaración unilateral de independencia.

En respuesta al desafío secesionista, el Ejecutivo español ordenó la destitución del presidente regional de Cataluña, Carles Puigdemont, su vicepresidente, Oriol Junqueras, y de todos sus consejeros, cuyas funciones será asumidas por los ministerios competentes.

El Consejo de Ministros ordenó también el cese de los responsables del departamento de Interior del Gobierno regional, así como el cierre de las “embajadas” catalanas en el extranjero, excepto Bruselas.

De acuerdo con la página web del Ejecutivo regional, Cataluña tiene siete delegaciones de representación en el exterior: Alemania, Francia y Suiza, Reino Unido e Irlanda, Austria, Italia, Unión Europea y Estados Unidos.

Estas decisiones fueron aprobadas en un Consejo de Ministros extraordinario, aunque también se celebró otro ordinario, en el que el Gobierno pidió al Tribunal Constitucional que anule la declaración de independencia votada hoy en el Parlamento regional de Cataluña.

El Senado de España dio luz verde hoy, por mayoría absoluta, a las medidas que el Gobierno español propuso para frenar el proceso secesionista en Cataluña, después de que el Parlamento de esa comunidad autónoma declarara la independencia de la región.

Las medidas, que prevén devolver la legalidad constitucional y estatutaria a Cataluña, fueron aprobadas por 214 votos a favor, 47 en contra y una abstención.

Rajoy aplica la Constitución y destituye al presidente catalán

El presidente de España, Mariano Rajoy, anunció este sábado, tras una reunión del Consejo de Ministros, la aplicación del artículo 155 de la constitución española contra el gobierno autónomo de Cataluña, tras su intento de declarar la independencia a principios de mes.

El mandatario también pidió al Senado la destitución del presidente de la Generalidad, Carles Puigdemont, y de todos sus consejeros. El artículo, implementado por primera vez desde su aprobación constitucional, señala que el Ejecutivo puede tomar “las medidas necesarias” para obligar a una comunidad autónoma a cumplir con sus obligaciones, luego de que esta haya “atentado contra el interés general”.

Rajoy indicó que preveé convocar a elecciones en Cataluña en un plazo de seis meses, por lo que mientras se “reestablece el orden” en Cataluña, los distintos ministerios asumirán las funciones de Puigdemont y sus consejeros. El Parlamento regional catalán no será disuelto, pero se verá limitado en sus funciones.

 

Rajoy exige a los independentistas evitar “males mayores”

EFE – El jefe del Ejecutivo español, Mariano Rajoy, reclamó hoy al presidente de la región de Cataluña, Carles Puigdemont, que suprima “a la mayor brevedad posible” su proyecto de una declaración unilateral de independencia, porque “se evitarán males mayores”.

¿Tiene una solución? Sí, y la mejor es la pronta vuelta a la legalidad y la afirmación a la mayor brevedad posible de que no va a haber una declaración unilateral de independencia, porque con eso además se evitarán males mayores”, dijo Rajoy en una entrevista con la Agencia Efe.

Una entrevista que se produce después de que Puigdemont insistiera anoche en que no va a renunciar a sus objetivos secesionistas, pese a reclamar también una mediación, tras la consulta ilegal del 1 de octubre en esa región.

“La mejor solución, y creo que eso lo compartimos todos, es la vuelta a la legalidad, que es que todas aquellas personas y gobernantes que han decidido por su cuenta y riesgo liquidar la ley y situarse fuera de ella, vuelvan a la legalidad”, apuntó el jefe del Ejecutivo español.

Para Rajoy, ese regreso a la legalidad debe pasar también por “suprimir” el proyecto de hacer una declaración unilateral de independencia y por cumplir, “como hacen todos los ciudadanos”, los preceptos legales.

“Eso es lo que puede evitar que se produzcan males mayores en el futuro y eso es lo que está pidiendo toda la sociedad, los editoriales de los medios, los empresarios, los sindicatos y millones de catalanes”, añadió.

El rey Felipe VI le hace el trabajo a Mariano Rajoy – Crónica actual de España

Es la era de los españoles blanditos. Blanditos o blandiblús, como esa masa viscosa y resbaladiza con la que solían jugar los niños en el cole para componer todo tipo de figuras. Moldeable, manejable, escurridiza incluso. Lo contrario de lo firme, seguro, sólido. Así son los españoles de hoy.

En esta pelea no se podrá contar con el PSOE de Pedro Sánchez, que, una vez más, como tantas a lo largo de la historia, parece dispuesto a traicionar los intereses de España y a alinearse con los malos. Estamos a merced de la falta de cuajo de Rajoy y de la deslealtad institucional de Sánchez. Nos queda el Rey

El Rey Felipe le hace el trabajo a Mariano Rajoy
El Rey Felipe le hace el trabajo a Mariano Rajoy

Es la era de los españoles blanditos. Blanditos o blandiblús, como esa masa viscosa y resbaladiza con la que solían jugar los niños en el cole para componer todo tipo de figuras. Moldeable, manejable, escurridiza incluso. Lo contrario de lo firme, seguro, sólido. Así son los españoles de hoy. Es verdad que ya son minoría los que conocieron los horrores de la Guerra Civil, y que la inmensa mayoría, no digamos ya las nuevas generaciones, han vivido en el confort del más largo periodo de paz de la historia de España, con crecimiento y bienestar material generalizado, con acceso a buenos servicios sanitarios, educacionales, culturales, deportivos, de ocio… La rueda del consumo y la vida muelle al alcance de casi todos parecía no tener fin.

Tal vez sea esa la razón que explique el susto mayúsculo, el miedo, el sobresalto, que una mayoría de españoles se llevaron el domingo tras la intervención en Barcelona de las fuerzas del orden que, en cumplimiento de una resolución judicial, trataron de impedir la celebración del ilegal referéndum del 1-O.Susto, pánico, incluso pavor. Conozco a decenas de madrileños aparentemente bien plantados que aún hoy sufren el efecto del canguis, no han superado el estado de shock producido en sus cándidas almas por algunas de las escenas contempladas por televisión.

Casi todas manipuladas, casi todas falsas, como los ochocientos y picos heridos. Como el propio resultado del referéndum, algo que hoy ya no interesa a nadie. Jamás pudo soñar el señor Puigdemont con acojonar de tal modo a la española tropa con su desafío calculado. En cualquier carga policial contra los hinchas rebeldes de un equipo de fútbol se suelen repartir más mamporros que el domingo en Barcelona. Pero la sociedad amorfa acostumbrada a la vida muelle, al todo derechos sin ninguna obligación, se lo hace en los pantalones en cuanto salta al ruedo un toro dispuesto a turbar la paz de los cementerios, la siesta al borde del mar tras la paella en el chiringuito de la playa. Pero ¿qué esperaba Juan Español? ¿Creía que el envite que el nacionalismo xenófobo y supremacista le ha planteado a España era una broma? Parece que sí. Y entre los más asustados, los más sorprendidos, los más acojonados, el Gobierno de la nación.

Con Mariano Rajoy al frente. El universo de Moncloa pareció entrar el domingo noche en una profunda depresión de la que aún no se sabe si se ha recuperado, porque no hay parte médico que así lo atestigüe. La cagalera de Mariano vino motivada por la dimensión de la derrota sufrida en ese campo de Agramante hoy tan decisivo como es la comunicación y la imagen. Lo anuncié aquí mismo hace escasas fechas: el Gobierno estaba perdiendo la batalla de la comunicación. La ha perdido por goleada. Es el triunfo de las patrañas de los Puigdemones. La exaltación de la mentira. La apoteosis de la mentira. Su elevación a los altares de la manipulación política. Es el manual de propagandagoebbeliano, cuyo quinto punto, llamado “Principio de la vulgarización”, dice así: “Toda propaganda debe ser popular, adaptando su nivel al menos inteligente de los individuos a los que va dirigida. Cuanto más grande sea la masa a convencer, más pequeño ha de ser el esfuerzo mental a realizar. La capacidad receptiva de las masas es limitada y su comprensión escasa; además, tienen gran facilidad para olvidar”.

La cagalera de Mariano vino motivada por la dimensión de la derrota sufrida en ese campo de Agramante hoy tan decisivo como es la comunicación y la imagen”

Las briosas crónicas de los corresponsales extranjeros dispuestos a vivir su particular y orwelliano ‘Homage to Catalonia’ sin haberlo leído, surtieron sobre el asustado Juan Español el efecto añadido de sacar a la superficie sus viejos complejos de inferioridad frente a Europa y los europeos, unos complejos que la modernidad española, tan celebrada fuera en tantos terrenos, parecía haber enterrado para siempre. ¡Uyyy, qué van a decir de nosotros en Europa! Una preocupación que no parecen haber sentido los presidentes de Polonia y Hungría, por poner dos ejemplos de países que han hecho de su capa un sayo sin miedo a la reacción del tigre de papel de Bruselas. Lo que resulta evidente es que el Gobierno Rajoy no ha preparado en absoluto a los españoles para lo que se les venía encima, no ha hecho pedagogía sobre las consecuencias, los riesgos que el intolerable desafió a la paz y la convivencia lanzado por el separatismo catalán podía y puede significar para la vida de 46 millones de personas que hasta ahora han vivido en el mejor de los mundos. Cataluña está fuera de control.

El resultado es que el Gobierno de la nación ha perdido el control de Cataluña. El Gobierno ya no manda en Cataluña, aunque no está claro si ese mando lo tiene Puigdemont y su cohorte, o está ya en otras manos, en las de esa CUP antisistema y anticapitalista, es decir, comunista. Lo que allí está en marcha es una revolución, la revolución de una minoría radicalizada y llena de odio (“Soraya, lo de los hoteles es muy fácil: tienen reservado derecho de admisión y no suelen aceptar animales”, es el mensaje que ayer colgó Germà Bel, doctor en Economía por Barcelona, máster por Chicago y catedrático de Economía Aplicada en la Universidad de Barcelona, en su cuenta de Twitter) de 10.000 personas, tal vez 50.000, pongamos que 100.000, aceptemos que son 200.000, que se ha adueñado de la calle y la controla a su antojo. Uno más de los procesos revolucionarios que a lo largo de la historia ha vivido Cataluña, en general, y Barcelona, muy en particular. Una situación que parece estar deslizándose desde la revuelta independentista en origen hacia una auténtica revolución de extrema izquierda, una nueva versión de la revolución de Asturias en 1934, que episodios como la huelga política de ayer parecen atestiguar. Con la mayoría de la población escondida, refugiada tras los visillos, mientras los “camisas pardas” de la CUP asedian a quien no piensa igual y cercan sedes de los partidos constitucionalistas. Puro fascio.

El Gobierno ya no manda en Cataluña, aunque no está claro si ese mando lo tiene Puigdemont y su cohorte, o está ya en otras manos, en las de esa CUP antisistema y anticapitalista”

Y ante panorama tan alentador, ¿qué hace nuestro Mariano? Nadie lo sabe, aunque seguramente esté haciendo algo, al margen de endiñarle al rey Felipe VI la tarea de salir a dar la cara en televisión y elevar la moral de las alicaídas tropas constitucionalistas. Así de duro. Así de patético. Así de vergonzoso. La historia demuestra que no ha habido proceso de secesión en el mundo que haya triunfado, país que haya logrado la independencia, sin el empleo de la violencia, es decir, sin derramamiento de sangre. Algo que, salvo milagro, va a llegar, de modo que convendría que los españoles taimados y asustadizos, cobardones en tablas (nadie, sin embargo, como los grandes del IBEX –BBVA, Repsol, Telefónica, Abertis e IAG- que en una tal Cumbre Española de la Confianza organizada ayer por el Gobierno fueron incapaces de comentar siquiera el golpe planteado por el separatismo), estuvieran preparados para lo peor, que no se lo hicieran en los calzones a las primeras de cambio, porque parece que el Movimiento independentista está dispuesto a todo, dispuesto a dejar a los niños en casa y a pasar a mayores, a levantar el pueblo en armas y ganarse de verdad la independencia. Vamos a verlo pronto.

En esta pelea no se podrá contar con el PSOE de Pedro Sánchez, que, una vez más, como tantas a lo largo de la historia, parece dispuesto a traicionar los intereses de España y a alinearse con los malos. Estamos a merced de la falta de cuajo de Rajoy y de la deslealtad institucional de Sánchez. Nos queda el Rey, que ayer dio un ejemplo de gallardía. Parece que no costó mucho convencerle. Lo estaba deseando. Cuentan que anteayer lunes dijo algo parecido a “¿qué soy yo: el Jefe del Estado o el dueño de una tienda de ultramarinos?”. El suyo era un papel muy complicado. Y se mostró muy valiente. Se le entendió todo: “Es responsabilidad de los legítimos poderes del Estado asegurar el orden constitucional”, una frase que anticipa la intervención de la autonomía catalana, alfombrando la decisión inaplazable del Gobierno de aplicar el 155 al completo. ¿Oído, Mariano? Gracias, Majestad.

Rajoy promoverá sanciones contra de violadores de DD. HH en Venezuela

El presidente español, Mariano Rajoy, anunció este martes que seguirá promoviendo en la UE medidas “restrictivas, individuales y selectivas” contra los responsables de la represión en Venezuela.

Durante su reunión con los diputados Julio Borges y Freddy Guevara en el Palacio de la Moncloa, sede oficial del Gobierno, el mandatario expresó su deseo de alcanzar una solución negociada y democrática “que necesariamente ha de pasar por la liberación de todos los presos políticos y la celebración de elecciones democráticas“.

Rajoy aseguró que seguirá trabajando con sus socios europeos e iberoamericanos para lograr ese objetivo. También explicó que continuará abogando en favor de la apertura de un canal humanitario dirigido a atender las necesidades básicas de la población venezolana.

 

 

España Votó y Ganó

Leer Más

España a elecciones por segunda vez

candidatos-españoles blog

Un total de 36.518.100 españoles están llamados este domingo, 26 de junio, a las urnas para elegir a sus representantes en las Cortes Generales, 350 diputados y 208 senadores, que serán los encargados de designar al próximo presidente del Gobierno.

Es la primera vez en la historia democrática de España que se repiten unas elecciones generales. En los pasados comicios, celebrados el 20 de diciembre, ningún partido consiguió la mayoría necesaria para gobernar en solitario.

Los posteriores vetos cruzados y la falta de cesiones entre las cuatro principales formaciones, en un país poco acostumbrado a la fragmentación política, impidieron alcanzar un acuerdo de Gobierno que ha desembocado en la celebración de nuevas elecciones, las decimoterceras desde la transición a la democracia y las segundas con Felipe VI como rey.

Principales partidos, líderes y propuestas 

Partido Popular (PP). Candidato: Mariano Rajoy

“O hay un gobierno presidido por el PP o hay un gobierno nucleado en torno a radicales y extremistas que nada bueno han traído a España nunca”.
Mariano Rajoy

El partido gobernante acude a las urnas defendiendo su política económica de los últimos cuatro años que, según sus dirigentes, habría conseguido sacar a España de la profunda crisis económica situarla entre los países que más crecen de Europa.

Entre sus promesas electorales, crear dos millones de empleos en cuatro años, una bajada generalizada de dos puntos en el IRPF y una tarifa plana de 500 euros en las cotizaciones sociales para las empresas que realicen contratos indefinidos. También propone que los parados de larga duración que inicien un negocio no paguen IRPF los dos primeros años.

Partido Socialista Obrero Español (PSOE). Candidato: Pedro Sánchez

“Nosotros somos los únicos que garantizamos el cambio en este país. Somos la única izquierda que puede gobernar”.
Pedro Sánchez

El partido socialista se presenta a los comicios con el miedo a que se confirme el conocido como “sorpasso” a los socialistas: que Unidos Podemos se convierta en la segunda fuerza política del país y el PSOE quede relegado a una tercera posición, un puesto que nunca han ocupado desde la transición a la democracia.

Incluye en su programa electoral una tasa específica para rentas y patrimonios más altos, denominada “recargo de solidaridad” para sufragar el pago de las pensiones. Mantendrá el IRPF para las rentas medias y bajas, subiendo la de las rentas de capital. En el plano laboral, subida del salario mínimo un 4% y un plan de choque para los parados de larga duración.

Unidos Podemos. Candidato: Pablo Iglesias. 

“Esto no es una alianza electoral sino por un cambio histórico. Si no es ahora será en unos años, pero nadie evitará que gobierne Unidos Podemos”.
Pablo Iglesias

Pretende incrementar el gasto publico en 60.000 millones de euros, bajar la tasa de paro hasta el 11 por ciento en 2019 y una subida del IRPF para ingresos superiores a 60.000 euros. También propone recuperar y reforzar los impuestos sobre la riqueza, sucesiones y donaciones, y modificar el mínimo exento en el Impuesto sobre el Patrimonio.

Ciudadanos. Candidato: Albert Rivera

“La única salida es un gobierno moderado, de consenso y con nuevo presidente”.
Albert Rivera

El partido de Rivera se presenta como una formación liberal centrista que aboga por la unidad del Estado español y que está a favor de los procesos de negociación para establecer gobiernos de coalición tanto con el PP como con el PSOE.

En su programa defiende una bajada de impuestos y dos tipos de IVA, el 18 y el 7%. Propone que los autónomos paguen su cuota en función de los ingresos que tengan y cheques de formación para parados de larga duración. También propone que las nuevas contrataciones se hagan con un contrato indefinido con indemnizaciones crecientes.

Posibles resultados y pactos tras las elecciones

Si las últimas encuestas se confirman, ningún partido obtendrá la mayoría absoluta para gobernar España en solitario, por lo que, de nuevo, las cuatro formaciones tendrán que negociar posibles pactos y coaliciones de Gobierno.

Partido Popular

Perdería diputados frente a las elecciones del 20D, pero continuaría siendo la principal fuerza política del país. Su líder, Mariano Rajoy, se ha mostrado favorable a un Gobierno de gran coalición entre PP, PSOE y Ciudadanos e, incluso, ha ofrecido ministerios a los socialistas.

Partido Socialista

Si las encuestas se confirman en las urnas, podría pasar a ser la tercera fuerza política del país, por detrás de Unidos Podemos. De momento, su líder ha evitado manifestarse públicamente a favor de una coalición con los de Iglesias, pero ha asegurado que no apoyará un Gobierno en el que esté el PP. Las luchas internas del partido, entre quienes apoyan una coalición con Unidos Podemos y los que no, marcarán las negociaciones del PSOE con otras formaciones a partir del 26J.

Unidos Podemos

Todos los sondeos sitúan a la formación como segunda fuerza política del país, al menos en número de votos. Su líder, Pablo Iglesias, ha manifestado abiertamente su interés por formar una coalición de Gobierno con el partido de Sánchez. Sin embargo, las intervenciones públicas de Iglesias durante las pasadas negociaciones, que fueron tomadas por muchos socialistas como insultos y ataques al partido y a sus miembros, no se lo pondrán fácil tras el 26J

Ciudadanos

En las negociaciones pasadas, su líder Albert Rivera, se mostró a favor de una gran coalición PP, PSOE y Ciudadanos, y acude a las urnas con la misma propuesta. Sin embargo, los casos de corrupción que implican a miembros y dirigentes del PP, han llevado a Rivera a declarar públicamente que no apoyará un Gobierno en el que el candidato sea Mariano Rajoy.

 

“No, una coalición entre el Psoe y Partido Popular es totalmente improbable. Otra cosa es que el Partido Socialista al final se acabara absteniendo para permitir un gobierno del Partido Popular. Pero una coalición no, porque son partidos bastante antagónicos y se llevan turnando toda la democracia. Ese escenario es inverosímil”.
Elsa García de Blas, periodista del diario El País

 

“Un proceso que se está dando en el PSOE es que hay una auténtica batalla interna y dependiendo del resultado electoral esa batalla se va a manifestar de una manera o de otra. Las elites del partido, serían incluso partidarias de una coalición con el PP, pero las bases probablemente no”.
Fernando Berlín, periodista y director de Radiocable

El voto de los indecisos: decisivo en los resultados

Según el barómetro electoral publicado, el pasado 9 de junio, por el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), un tercio del electorado no sabe qué va a votar este 26J.

José Pablo Ferrándiz, investigador principal de Metroscopia, la empresa que labora las encuestas para el diario El País, “hay dos electorados que están muy movilizados, que cuando les preguntamos su intención por acudir a votar, en una escala 0- 10, en el 10 se sitúan más del 80%, tanto en Unidos Podemos como en el PP.  Y son los (electores) de Ciudadanos y el PSOE los que menos movilización muestran”.

Para Ferrándiz, un cambio de resultados en las próximas elecciones generales frente a los indicado en las encuestas pasa por la participación: “Si vemos el 26J que la participación supera el 70% probablemente es que esta gente del PSOE, que está indecisa, y de Ciudadanos, se ha movilizado, y eso sería un peor resultado indudablemente para Unidos Podemos y el PP”.

Las comicios del 20D y las posteriores negociaciones

Las elecciones celebradas el 20 de diciembre supusieron el fin del bipartidismo vivido durante décadas entre el Partido Popular (PP) y el Partidos Socialista (PSOE), sobre el que se asentó el sistema político español tras la implantación de la democracia, en 1977. Dos nuevas fuerzas políticas llegaban a la Cortes Generales: Podemos y Ciudadanos.

Ninguno de ellos consiguió la mayoría necesaria para gobernar, establecida en 176 escaños:

  • El Partido Popular (PP) de Mariano Rajoy obtuvo un 28,72% y 123 escaños.
  • El Partido Socialista (PSOE) de Pedro Sánchez un 22,01% de los votos y 90 diputados.
  • Podemos, la formación liderada por Pablo Iglesias, un 20,66% de los votos y 69 diputados.
  • Ciudadanos, el partido liderado por Albert Rivera, un 13,93% de los votos y 40 diputados.

El resto de formaciones políticas que obtuvieron representación en el Congreso, hasta completar los 350 escaños, fueron grupos nacionalistas (Esquerra Republicana de Catalunya, Convergéncia, Partido Ncionalista Vasco, Bildt, Coalición Canaria) e Izquierda Unida.

Con estos resultados, la formación de un nuevo Gobierno quedó supeditada a un pacto entre los diferentes partidos políticos.

El rey Felipe VI inició en enero las rondas de consultas entre los líderes políticos y proponer a un candidato para ser investido presidente. Mariano Rajoy, representante del partido más votado, fue el primero en acudir a la llamada del monarca. Consciente de la falta de apoyos por parte de los otros partidos para formar un Gobierno, rechazó la propuesta del rey, una situación inédita en la historia de la democracia española.

Se volvía al punto de partida. Sin embargo, esta vez Pedro Sánchez, candidato de la segunda lista más votada, daba un paso al frente y comenzaba a negociar su posible Gobierno con Ciudadanos y Podemos. Los vetos continuos entre ambas formaciones provocaron el fracaso de Sánchez y su candidatura no fue aprobada en dos rondas de votaciones celebradas en marzo.

Al iniciarse el mes de mayo se acababa la última ronda de consultas de los partidos sin ningún resultado positivo. El rey se veía obligado a disolver a las Cortes. Terminaba así la legislatura más corta de la historia de la democracia española.

Reportaje del RT y Preparado por María Jesús Vigo Pastur, Mijaíl Ratkovski

 

Escándalo en España con esta Carta Abierta a Mariano Rajoy

Carta abierta a Mariano Rajoy

Rajoy

No nos ayude Ud. Sr. Rajoy, dándole ciudadanía española a los responsables de la crisis que aflige nuestra nación.

No nos ayude Ud. Sr. Rajoy, recibiendo en España a quienes han robado miles de millones de dólares en una nación cuyos niños mueren de mengua.

No continue permitiendo Ud. Sr. Rajoy, que los dineros mal habidos en Venezuela se legitimen en España en compras de propiedades millonarias, bancos, cotos de caza, etc.

Ud. Sr. Rajoy ha presidido uno de los gobiernos más corruptos de la historia española. Flaco favor le hace Ud. Sr. Rajoy a la causa de la libertad de prensa, apoyando a corruptos como Miguel Henrique Otero y Nelson Rivera, representante éste último, hasta el día de hoy, de una de las empresas más corruptas que haya conocido nuestra nación (Derwick Associates), y recipientes ambos de dineros públicos apropiados indebidamente.

Carece Ud. de moral Sr. Rajoy para arrogarse el padecimiento de 28 millones de venezolanos, cuando Ud. es directamente responsable del padecimiento de 46 millones de españoles.

Afirma Ud. Sr. Rajoy que no desea para España lo que ha acontecido en nuestra nación. Cómo explica Ud. entonces la galopante corrupción en su partido y gobierno? Sabe Ud. Sr. Rajoy cuál es la causa primordial de todos los problemas de Venezuela? Se ha enterado Ud. Sr. Rajoy, que esa misma causa ha permitido el arribo de los empleados de Hugo Chavez a la palestra política española?

Entiende Ud. Sr. Rajoy, que esas “fortunas venezolanas” que han acampado en España, cuya ilegitimidad no ha levantando sospecha alguna ni en Ud. ni en su gobierno, ni en los delfines del héroe del Museo Militar, han privado de bienestar y empujado a la miseria a millones de venezolanos?

En qué se diferencia Ud. entonces Sr. Rajoy, de los adláteres del caudillo barinés?

Está Ud. en buena compañía Sr. Rajoy, con los Escotet, Vargas Irausquin, Capriles López, Zuloagas, Betancourts, Trebbaus, Izaguirres, Mirabales, Villalobos, Alvarados, Romeros, Serra Carmonas, Jurados, Oteros, Riveras, Salazar, Ramírez etc. Es Ud. un digno representante de tal ralea.

Continúe apoyándolos, “lavándoles” la cara, “defendiendo” a los cancerberos de los presos políticos, mientras Venezuela y España se sumen en el caos del chavismo podemita.

Tomado del Twitter de Alek Boyd

Venezuela al Limite: del sueño bolivariano a la pesadilla de Maduro – Antena 3

Vzlalimite.jpg

Especial Venezuela al Limite, el programa de opinión de la televisora española Antena 3, que desató la ira y encendió el verbo insultante del Presidente Nicolás Maduro, en contra del Jefe de Estado de España, Mariano Rajoy y de la televisora Antena 3.

Véalo antes que lo quiten….. Haga clic sobre la imagen y vea: Venezuela al Limite, nada nuevo que usted no sepa ya, lo novedoso es que este programa le da la vuelta al Mundo Ahora….